miércoles, marzo 30, 2005

Dulcemente... un pichón


A menudo me preguntan que se siente al ser yo. Pues seria una pregunta dificil de responder. Bueno. Ciertamente no me lo preguntan pero podrian preguntarmelo. Me pregunto por que nadie lo hace. Yo diria que… En fin. A veces es dificil llevar la carga. La responsabilidad. A veces… Es duro pensar que tengo una jauria silenciosa siguiendome. Solo unos pocos escogidos calzan la voz para dar unas palabras de animo. Unos pocos. Muy pocos. Casi nadie. La cosa esta dura. Y mucho indioviudo que no sabe quien es su padre y me manda correos anonimos en vez de dar la cara y hacerlo aquí delante de todo el mundo. Canallas. ¡Cobardes! Es duro. Es dificil. Aunque mejor las cosas en casa que los calzoncillos sucios al aire. Si. Aun queda gente que me tiene en la consideracion que merezco. Por supuesto.

Y luego esta la calle. Tan mezquina. La vulgaridad que nos rodea. La gorda bigotuda de la panaderia. Los crios haciendo tontunas camino del colegio. La cara de perro de mi tio. Que triste. Que aburrimento. Yo con mi edad, jejeje, que aunque no lo parezca me voy haciendo mayor. Voy pensando en sentar la cabeza, jejeje. Alguna vez tendre que echarme novia. Y casarme. Jejejeje. Estoy abierto a todas, ¿eh? Pero es que el mundo real es muy amargo. Hostil. Feo. Las mujeres de mi pueblo son unas zorrancas. Os lo aseguro. Ninguna me quiere. No, no me quieren. Creedme. José Puertas no bromea. Pues yo tampoco las quiero a ellas. Y los otros vecinos tampoco entienden mi sensibilidad.

Una vez me sente en un banco con una caja de bombones. Lo hice. Me sente a esperar. Nadie vino a escuchar mis aventuras ni tiritibulaciones. Nadie, no, ¡no!, nadie. Asi de egoista es la gente. Que me tienen ahí en el banco como un pasmarote. Haciendo el tonto. Con mis bombones. Y sin poder comermelos. ¿Porque si me los como qué le digo al que se siente? Claro. Asi que los bombones se derriten al sol. Con lo que me han costado. Hechos una porqueria. Y cuando me voy a levantar me caga un pajaro en la calva. Pero lo pero no es el pajaro. No. Son los que se rien. Que falta de projimo. Que vergüenza.

La gente me da asco. Desde aquí lo digo, con mi ex pontaneidad. Si. Vuestro José Puertas no siempre se siente flex. A veces se retuerce en su soledad como unas anguilas en un cubo de brea con clavos, a las que han soltado muchas descargas electricas y se disponen a que un negro las sodomice analmente. El mundo de José Puertas no siempre es como la montaña rusa.

Besos con sabor a anguila.

6 Comments:

Blogger Wally Week said...

Chico, antes de criticar a los demás aprende a escribir algo ameno.

9:18 a. m.  
Anonymous Anónimo said...

a mi tdo sto m parce una gilipoyez. i ke s eso d bsos de sbores?? gilipoyas

11:41 p. m.  
Blogger Tonificante said...

Está bien tu dosis de espontaniedad.. si no lo somos ni en nuestros escritos apaga y vámonos... un saludo José

11:10 a. m.  
Anonymous Tonificante said...

Está bien tu dosis de espontaniedad.. si no lo somos ni en nuestros escritos apaga y vámonos... un saludo José

11:10 a. m.  
Blogger RUFUS said...

¿sodomizar analmente?

¿es eso posible?

2:23 a. m.  
Blogger tormentadeletras said...

mi puertitas:
ese feo incidente ,de sentarte ,con tu caja de bombones y que nadie acudiera a charlar ,te lo tienes bien merecido!!!!
que crees,que cualquier lugar es greensboro,y que por tus nuevas tennis eres forrest?????
no srrrrr,debiste sentarte ,con una bebida espirituosa y 2 vassos...y a la brevedad,habrias hallado ,lenguas que conversaran contigo!!!!
o......me hubieras avisado y dabamos cuenta de esos bombones!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!
desde el sur.....
brissas se filtran en tu cuarto
muaccssssssssssssssssssssssss

3:20 a. m.  

Publicar un comentario

<< Home